Ingeniería electromecánica destaca por mayor demanda laboral y mejor pagada

No se puede hablar de transformación digital sin hablar de tecnologías 4.0, que incluye la computación en la nube, inteligencia artificial, el internet de las cosas, los robots en las diferentes industrias y la relevancia que hoy tienen los datos, en procura de lograr empresas más eficientes, con procesos optimizados, tanto en costo como en tiempo, además de reducción de desperdicios y errores.

Precisamente, ante el auge de la digitalización de las empresas y las economías, recientemente Fidélitas llevó a cabo una sustancial modificación al plan de estudio de la carrera de Ingeniería Electromecánica, mismo que se diseñó con un enfoque aún más tecnológico, porque se desea formar profesionales de presente y de futuro, para que puedan desempeñarse en cualquier industria y en cualquier parte del mundo.

“Y es que con la combinación de estudios de ingeniería eléctrica, con la ingeniería mecánica y la tecnología, el ingeniero en electromecánica tiene muchas áreas en las que puede trabajar, porque su formación lo convierte en un profesional muy versátil y altamente apetecido por las diferentes industrias, dentro y fuera del país”, explicó Eduardo Escalante, director de la carrera.

Entre las cuatro carreras con más demanda laboral. Esta carrera, que es una de las mejor pagadas, gracias a la combinación de esas especialidades de alta exigencia (eléctrica, electrónica y mecánica), esta profesión ocupa la tercera posición entre las carreras técnicas de mayor demanda laboral en el sector ciencias de la vida y la cuarta entre las carreras universitarias del sector manufactura, según la Coalición de Iniciativas para el Desarrollo (CINDE).[i]

El país necesita más ingenieros electromecánicos. Para encarar la cuarta revolución industrial, el país necesita más ingenieros electromecánicos. Dicho sea de paso, en el Colegio de Ingenieros y Arquitectos solo hay inscritos 1701 ingenieros electromecánicos ¡, de los cuales, la mayoría (862) se formaron en el período del 2011 al 2020. De ellos, 933 son hombres y 270 son mujeres.

Desde hace varios años en Fidélitas llevamos a cabo varias iniciativas para otorgar becas para que más personas opten por una carrera STEM y con la Beca Ing. Sandra Cauffman impulsamos a más mujeres a estudiar alguna ingeniería, comentó Escalante. De hecho, recientemente, una estudiante de Ingeniería Electromecánica, representó a Costa Rica en el prestigioso Congreso Aeroespacial que se realizó en París.

Un gran gestor de la eficiencia operativa. La Ingeniería Electromecánica es una de las ingenierías más prácticas que existen. En Fidélitas se imparte a nivel de bachillerato y licenciatura, con una duración de tres años y ocho meses, en modalidad presencial

Su gran relevancia en todas las industrias es porque fusiona formación en las áreas de sistemas electrónicos, mecánicos, térmicos, hidráulicos, eléctricos e instalaciones en general. El profesional se forma con una sólida base de ciencias y matemáticas y se especializa en la aplicación de tecnologías disruptivas, mecanismos industriales en hospitales, centros comerciales, hoteles y muchos otros.

Amplias oportunidades. Por ejemplo, se desempeña en áreas como diseño, instalación y operación de máquinas industriales que entrelazan partes eléctricas y mecánicas. Es un desarrollador de soluciones a problemas de la industria, a través de procesos mecánicos, eléctricos y de software, así como controla los mecanismos industriales a través de las tecnologías de cómputo más modernas, como el internet de las cosas y los simuladores.

Deja una respuesta