Un centenar de jóvenes rurales se gradúan de Escuela de Líderes Agrícolas

103 jóvenes rurales de Costa Rica culminaron con éxito un proceso de capacitación en agricultura digital y resiliente, liderazgo, comunicación y emprendimiento, mediante la Escuela de Líderes Agrícolas, lanzada este año por el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) de este país y el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA).

El acto oficial de graduación se realizó en la sede central del IICA, en San José. Contó con la presencia de autoridades del MAG, el Ministerio de Ciencia, Innovación, Tecnología y Telecomunicaciones (MICITT), el IICA y la Consejera Política y Primera Consejera de la Delegación de la Unión Europea (UE) en Costa Rica, Katja de Sadeleer.

Los jóvenes adquirieron habilidades en prototipado electrónico, impresión 3D, vuelo de drones, sensores y programación de soluciones digitales para agricultura, manejo sostenible de los recursos naturales, análisis de modelos de soluciones climáticamente inteligentes aplicadas en campo, análisis y formulación de emprendimientos basados en la visión de una agricultura 4.0, construcción de habilidades comerciales y mercadeo, entre otros temas.

Los graduados pertenecen a los colegios técnicos profesionales (CTP) de 27 de abril, Liberia, Cartagena, Nicoya, Hojancha y Nandayure, de la provincia de Guanacaste; la Suiza de Turrialba y de Pacayas, de la provincia de Cartago; y de Pococí y Siquirres, de la provincia de Limón. Otros son miembros de la Cámara de Ganaderos Unidos del Caribe.

Cursan entre el séptimo y doceavo año en los CTP y especialidades de carreras agropecuarias o de tecnologías de información; o bien son jóvenes vinculados al agro costarricense.

El programa de formación de la denominada Escuela de Líderes Agrícolas: nuevos agricultores del Milenio, abarcó tres módulos: agricultura digital, resiliencia de la agricultura y emprendimiento. Se utilizó la metodología de enseñanza aprender haciendo, debido a su capacidad de replicabilidad y escalamiento, la cual ha sido validada durante años por el IICA.

En el desarrollo de la escuela participaron, además del MAG y el IICA, el Consejo Nacional Clubes 4.S, Mujeres y jóvenes líderes de grupos 4S, la UE a través de la asistencia financiera y técnica del proyecto AGRO-INNOVA, el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), que brindó apoyo técnico; la Dirección Regional de Desarrollo Agropecuaria del Caribe, la Cámara de Ganaderos Unidos del Caribe, y el Grupo de Jóvenes ganaderos adscritos de la Cámara.

“Los nuevos conocimientos les brindarán las herramientas básicas para generar propuestas que hagan del agro un sector más sostenible, productivo y competitivo. Los retos que enfrentamos en la agricultura requieren de la visión renovada y el liderazgo de los jóvenes, hombres y mujeres quienes pueden aportar soluciones innovadoras para profundizar el proceso de desarrollo sostenible de nuestro sector”, destacó el Director General del IICA, Manuel Otero.

“Los jóvenes son importantes agentes de cambio y desempeñan un papel fundamental para construir, transformar la sociedad de forma positiva. En la UE nos sumamos para impulsar la Escuela de Líderes Agrícolas de Costa Rica, que demuestra que la juventud está construyendo un futuro mejor, más ecológico, más inclusivo y digital. Son un ejemplo para otros jóvenes costarricenses, pero también un caso de éxito que en el marco de AGRO-INNOVA estaremos compartiendo con la región centroamericana y otros socios a nivel internacional”, resaltó Katja de Sadeleer.

“Lo más valioso que tiene la agricultura, que son los agricultores y las agricultoras, hace muy necesaria la inversión en los nuevos líderes, que van a tomar decisiones muy pronto. Urge hacer este esfuerzo en sociedad con la UE, el Gobierno de Costa Rica y con una cantidad de instituciones que se puedan sumar y seguir apoyando a las escuelas técnicas”, indicó el Representante del IICA en el país centroamericano, Miguel Ángel Arvelo.

“Ha sido una oportunidad valiosísima para los estudiantes el conocimiento transmitido. Esperamos que sea el inicio de un trabajo conjunto de largo plazo, desarrollarlo con más jóvenes, hacer el cambio, generar cosas innovadoras con los jóvenes que son el presente de la agricultura, y que podamos propiciar realmente riqueza en el campo, en los territorios rurales”, comentó el Director Ejecutivo de 4S, Robin Almendares, en representación del ministro de Agricultura y Ganadería de Costa Rica, Víctor Carvajal.

“Costa Rica merece nuevos líderes agrícolas y que realmente a través de tecnología, del conocimiento y las innovaciones, transformen las regiones rurales de nuestro país”, dijo el Director de Innovación del MICITT, Federico Torres.

“Contar con nosotros, que somos de una zona rural, tiene todo nuestro agradecimiento, nos estamos convirtiendo en líderes de cambio y hay que promover esto en nuestras comunidades. La agricultura para las nuevas generaciones es vital, somos el futuro del agro y la seguridad alimentaria. Recordemos que la agricultura es el sector primario y sin él estaríamos bastante perjudicados, nos da bienestar a todos”, mencionó Gustavo Alvarado, estudiante del CTP de Liberia.

La Escuela de Líderes Agrícolas tomó como base experiencias de proyectos e iniciativas del IICA y el MICITT, como el Laboratorio de Fabricación Digital (Fab-Lab) y el Proyecto Sistemas Agroforestales Adaptados al Corredor Seco Centroamericano (AGRO-INNOVA). Se desarrolló en las instalaciones el IICA, en la finca comercial y las de investigación del CATIE, en las parcelas de validación de AGRO-INNOVA instaladas en ese centro, así como en las ocho parcelas demostrativas del mismo proyecto en Nandayure, Nicoya, Hojancha, Santa Cruz, San Ramón, Grecia y Naranjo.

AGRO-INNOVA es una iniciativa financiada por la UE y ejecutada por el IICA que inició en 2019, enfocada en la mejora de la resiliencia climática y la seguridad alimentaria de más de 3 000 pequeños productores mediante el uso de tecnologías para la producción de cultivos básicos y la ganadería, con el fin de preservar la biodiversidad, aumentar la productividad y mejorar la calidad de vida de las familias altamente vulnerables en el Corredor Seco Centroamericano.

En el marco de la graduación, el MICITT ascendió de categoría al laboratorio de fabricación digital Fab- Lab del IICA, y ahora es un Laboratorio de Innovación Comunitaria (LINC).

Deja una respuesta